Roaming de datos: ¿qué es?

Cuando planeamos un viaje al extranjero uno de los aspectos que debe preocuparnos es el roaming. A la temida tarifa de teléfono debemos añadir, en los últimos años, el susto cuando nos llega la factura a causa de los datos móviles.

Y es que, en muchos casos, se trate de un viaje de placer o de negocios, no podemos renunciar a consultar nuestro e-mail, ponernos en contacto con algún amigo o familiar por las redes sociales o realizar una consulta en internet sobre nuestra ciudad de destino. Es en estos casos cuando entra en juego el roaming de datos. Esto es lo que debes tener en cuenta para evitar sustos en tu factura.

 

Qué entendemos como roaming de datos

El roaming de datos hace referencia al uso del teléfono para recibir datos móviles, utilizando para ello una red diferente a la de tu operador. Ten en cuenta que tu teléfono se conecta de manera automática a la red móvil para comprobar, por ejemplo, si tienes nuevos e-mails, whatsapp o notificaciones en alguna red social. Por este motivo, no importa que no te conectes conscientemente a internet, ya que tu móvil lo hará aunque tú no lo sepas.

El principal problema en la facturación de estos datos móviles es que, aunque tu contrato incluya una tarifa plana, al utilizar otra red, este servicio tiene un coste extra. Y un coste muy elevado.

De hecho, con respecto a este tema, el Parlamento Europeo ha tomado cartas en el asunto, tratando de eliminar el precio del roaming entre países de la Unión Europea, aunque se ha dado una moratoria de dos años y no será hasta el 2017 cuando, en principio, entre en acción.

En principio, una vez llegado este año, el roaming estará presente en el resto de países fuera de la Unión Europea.

 

Cómo evitar sustos en nuestra factura

Como hemos comentado, el problema no se soluciona simplemente evitando conectarnos a internet. Algunas aplicaciones harán que nuestro Smartphone se conecte de manera automática a la red que tengamos disponible para la itinerancia de datos móviles.

Lo que tenemos que hacer, pues, es evitar que nuestro teléfono se conecte a internet. Para ello, bloquea, antes de cruzar la frontera o de subir al avión, este tráfico.

Todos los smartphones permiten bloquear la itinerancia de datos, consulta en la guía de tu teléfono dónde se encuentra esta opción. Generalmente, en teléfonos Android la opción se encuentra en configuración del dispositivo > Conexiones inalámbricas y redes > Datos móviles. Si tu teléfono funciona con iOS, debes ir a Ajustes > Datos móviles.

 

¿Y si necesito conectarme a internet?

Aunque es cierto que las compañías están empezando a ofrecer tarifas “planas” para conectarse a internet, el precio sigue siendo elevado, sobre todo para la conectividad que ofrecen. Si necesitas conectarte a internet, busca otras opciones. Por ejemplo, muchos hoteles ya ofrecen a sus huéspedes una red Wi-fi para conectarse mientras estén alojados.

Otra de las opciones cada vez más prácticas es la opción de utilizar un Mi-fi (Wi-fi móvil) adaptado que permite conectar varios dispositivos a la vez. Al ir conectados por Wi-fi, y no por datos móviles, la factura no cambia.

Share This Post

Recent Articles

Dejar un Comentario

© 2017 Blog de diseño grafico y desarrollo web – Pixeros.com. Todos los derechos reservados.